¡Un verano deportivo!

“El verano ya llegó, ya llegó, ya llegó…” Sí. por fin disfrutamos del buen tiempo. Nos apetece disfrutar del sol, el calor, las noches agradables, una buena barbacoa, cenas con los amigos… Y es que el verano también es época de excesos, y estos se pueden combatir con ejercicio. 
Por eso te sugerimos cinco deportes perfectos para practicar durante este (y los próximos) verano. Antes de ponerte en marcha, piensa primero en la climatología que te vas a encontrar. Practicar deporte en verano tiene sus riesgos, sobre todo si lo hacemos en horarios de máximo calor (desde las 12:00 del mediodía hasta las 19:00 de la tarde). Incluso hay épocas en las que sólo es recomendable practicar deporte en horarios vespertinos o de noche. 

Pero si no hace un calor asfixiante, estos cinco deportes al aire libre te vendrán genial para mantener tu forma física y combatir los excesos tan “sabrosos” que nos aporta el verano. 

1. Bicicleta de montaña: el verano no es solo sol y playa. Si eres un aficionado a la montaña o el campo, un buen paseo en bicicleta por rutas o senderos lo disfrutarás sin duda alguna. Si no eres habitual de este deporte, busca una ruta que no sea muy exigente ya que te puede sorprender el calor y la propia dureza de la ruta. Si esta es por zonas cubiertas por naturaleza, mejor, así disfrutarás de momentos más frescos y agradables. Al volver del paseo, dale una pasada a tu bici con un papel de Regina Blitz y la dejarás limpia para volver a salir a la montaña.

2. Padel: es uno de los deportes que más adeptos ha conseguido en la última década en nuestro país. Y es que el papel es un deporte divertido, competitivo y no muy exigente para el cuerpo. Seguramente, donde vayas de vacaciones tengas una pista de padel donde jugar con amigos o familia. Una botella de agua y una gorra te vendrán genial para no sofocarte y protegerte del calor.

3. Natación: braza, mariposa, espalda, buceo… Existen muchas modalidades para la práctica de la natación. Es, por excelencia, el deporte del verano, ya que apetece mucho más sumergirse bajo el agua fresca. En piscina, la natación es más sencilla. Recuerda las normas básicas de comportamiento que se deben tener en una piscina común. (LINK artículo piscinas) Si prefieres hacerlo en el mar, la diversión es diferente. Tienes una mayor sensación de libertad (¡incluso te puedes encontrar con algún pez!). Aunque también es cierto que la precaución debe ser mayor, ya que las corrientes te pueden jugar una mala pasada. 

4. Patines: ideal para sentir el viento mientras practicas deporte. Te recomendamos ir siempre bien equipado (casco, coderas y rodilleras) ya que los golpes en extremidades o cabeza pueden ser fuertes. Las ciudades cuentan cada vez más con espacios ideales para patinar, como parques o circuitos de patinaje o skate. 

5. Running: probablemente el deporte más mayoritario hoy en día. Pero en este caso, el verano también es una época en la que hay que tener en cuenta el calor y los sofocos que nos pueden generar una tirada de 10, 15 ó 20 km. Una buena carrera a primera hora (8-9 de la mañana) es perfecta para arrancar el día y disfrutar de este deporte con una temperatura agradable. Al igual que con la bicicleta, buscarte recorridos bajo árboles o vegetación es perfecto para disfrutar de una temperatura más suave.